Receta de tarta de galletas

Receta de tarta de galletas

La tarta de galletas es un postre perfecto, porque además de estar riquísima no es nada empalagosa. Al igual que ocurre con la tarta de queso al microondas o la tarta de calabaza, es muy fácil de preparar así que, si estás empezando en la cocina, éste puede ser un buen punto de partida.

Esta tarta ofrece dos posibilidades; la puedes utilizar o bien como acompañante para el café o bien como tarta de cumpleaños y hoy en Unareceta.com vamos a enseñarte la mejor forma de hacer este clásico, apto para todos los gustos, de una forma rápida y sencilla. ¿Estás listo?

Ingredientes

Para las natillas:
  • 4 cucharadas soperas de azúcar
  • 1 sobre de natilla
  • 3/4 de litro de leche y un cuarto de vaso más
  • 1 poco de maicena
Para la tarta:
  • 2 paquetes de galletas María
  • ½ kilo de chocolate fondant
  • ½ litro de nata líquida

Preparación de la tarta de galletas

  1. Vamos a empezar preparando las natillas. Para ello, vierte una mitad del vaso de leche con el contenido del sobre de natillas y remuévelo.
  2. En la otra mitad del vaso de leche vamos a echar el azúcar. Cuando comience a hervir, echa el contenido del vaso con leche y natillas y mézclalo todo bien junto a 125 ml. de leche. Si quieres que quede un poco espeso, añade un poco de maicena y deja que se enfríe.
  3. Ahora vamos a por la tarta. Coge una olla pequeña y pon a fundir el chocolate fondant a fuego lento. Cuando veas que comienza a derretirse, añade la nata líquida y remuévelo suavemente con ayuda de una cuchara de madera hasta conseguir que el chocolate se funda por completo y quede todo bien mezclado.
  4. Coge el medio litro de leche que todavía no has utilizado y caliéntalo. Cuando lo hayas hecho, viértelo en un recipiente profundo y espera a que se enfríe.
  5. Agrega las galletas una por una por una al interior del recipiente y asegúrate de que se mojan por completo. Procura que se empapen bien con la leche para que la tarta quede jugosa pero, presta atención, porque se pueden deshacer o romper.
  6. Ahora que ya tienes las galletas mojadas, colócalas en un molde y forma una primera capa. Como las galletas María son redondas, siempre quedan huecos entre ellas así que rompe otras galletas y utiliza los trozos para rellenar estos espacios.
  7. Cuando ya hayas formado una capa de galletas, cúbrela con una capa de natillas. Consiste en hacer un torre así que repite la operación una y otra vez hasta rellenar el molde.
  8. Después de terminar todas las capas, vierte el chocolate fundido encima y déjalo enfriar.
  9. Envuelve la tarta con film transparente y métela en la nevera. Déjala que enfríe, como mínimo, un par de horas pero si puede estar un día entero, mejor.
  10. Transcurrido este tiempo, ya puedes degustar de tu deliciosa tarta de galletas y natillas. ¡Adelante!

¿Te ha gustado esta receta?