Receta de pollo al horno con salsa de tomate

Receta de pollo al horno con salsa de tomate

El pollo al horno con salsa de tomate es un plato ideal para sacarte de un apuro. Se trata de una receta sencilla, deliciosa y que triunfa entre grandes y pequeños, ¡perfecta para cualquier ocasión informal!

Si lo sirves junto a un puré de patatas cremoso o con un puré de patatas gratinado triunfarás de lleno sin mucho esfuerzo. Vamos, la opción para cuando queremos comer rico sin matarnos en la cocina.

¿Estás listo para aprender a hacer este sabroso pollo horneado con salsa de tomate? Sigue las recomendaciones que te damos en Unareceta.com y consíguelo.

Ingredientes

  • 1 pollo entero
  • 1 lata grande de tomate natural triturado
  • 4 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • 2 pimientos rojos
  • 1 cucharadita de comino
  • Pimienta
  • Sal
  • Aceite de oliva

Preparación del pollo al horno con salsa de tomate

  1. Para hacer este plato lo mejor es que el pollo esté bien troceado, así que cuando lo compres pídele al carnicero que lo deje bien cortado, de este modo se cocinará con mayor facilidad. Enciende el horno a 200ºC para que se vaya precalentando.
  2. Comencemos por la salsa. En el vaso de la batidora añade el tomate natural triturado, los 4 dientes de ajo previamente pelados, la cebolla pelada y cortada en cuatro partes y los pimientos rojos lavados y sin la semilla cortados en trozos grandes.
  3. Añade a la mezcla aceite de oliva al gusto, 1/4 de taza de agua, sal, pimienta y el comino.
  4. Tritura hasta formar una pasta homogénea. Esta será la base de tu salsa, de este modo los ingredientes quedarán adecuadamente integrados y la estrella será el pollo. Te recomendamos probarla para asegurarte de que está adecuadamente condimentada. Reserva.
  5. Coloca el pollo en una bandeja apta para hornear y condiméntalo bien con sal y pimienta. Luego incorpora por encima la pasta de tomate que has preparado previamente, asegurándote de que el pollo quede bien impregnado de ella por ambos lados.
  6. Introduce en el horno y deja cocinar aproximadamente durante 1 hora, hasta que esté bien dorado. Al cabo de 30 minutos, voltea las piezas de pollo bañándolas con la salsa.
  7. Sirve tu pollo al horno con salsa de tomate con la guarnición de tu preferencia y chúpate los dedos con un plato sencillamente riquísimo.

¿Te ha gustado esta receta?