Receta de pollo al horno a la sal

Receta de pollo al horno a la sal

Si estás buscado una receta diferente, el pollo al horno a la sal es la alternativa ideal. Esta técnica de cocción permite que todos los jugos de la carne se mantengan, dando como resultado un pollo jugoso y delicioso que, contrariamente a lo que crees, no resulta excesivamente salado.

Y el pollo no es lo único que puedes hacer de este modo, la dorada a la sal con patatas es sin duda uno de los platos más típicos elaborados con esta preparación, otra alternativa deliciosa que también vale la pena probar en casa.

¿Estás listo para experimentarlo por ti mismo? Entonces sigue estas sencillas instrucciones para un pollo a la sal exquisito.

Ingredientes

  • 1 pollo entero
  • 1,5 kg. de sal marina
  • Pimienta
  • Tomillo
  • 4 dientes de ajo
  • Aceite de oliva
  • Zumo de limón (opcional)

Preparación del pollo al horno a la sal

  1. Empieza encendiendo el horno a 200º C para que esté a punto cuando llegue el momento de introducir el pollo.
  2. Lo ideal es comprar el pollo entero y perfectamente limpio, antes de cocinarlo lávalo con agua y sécalo ligeramente.
  3. Vierte sobre el pollo aceite de oliva para barnizarlo bien con este ingrediente, asegurándote de que quede adecuadamente cubierto para aportarle la humedad que necesitaremos con el fin de que la sal se pegue a él adecuadamente. Si gustas, puedes añadir también zumo de limón.
  4. Posteriormente, condiméntalo con pimienta, tomillo y los 4 ajos previamente pelados y triturados. Masajea la carne con estos ingredientes para asegurarte de que el pollo queda perfecto.
  5. Vierte una generosa capa de sal marina en una bandeja apta para hornear y coloca el pollo sobre esta capa, presionando bien para asegurarte de que la sal se adhiera a la piel.
  6. La sal restante deberás colocarla encima del pollo para cubrirlo en su totalidad. Ejerce presión para que se pegue bien, luego tapa la bandeja con papel aluminio e introduce en el horno durante 1 hora y media.
  7. Al contrario de lo que podrían creer algunos, el pollo al horno a la sal queda jugoso, delicioso y no muy salado. Cubrirlo con este ingrediente mantiene todos los líquidos de la carne, dando como resultado un plato muy rico.
  8. Transcurridos los 90 minutos de horneado, saca y deja reposar 10 minutos antes de servirlo. Al momento de cortarlo, retira la costra de sal dando golpes secos sobre ella, corta tu trozo favorito y disfrútalo. ¡Verás que bueno está!

¿Te ha gustado esta receta?