Receta de tarta de queso sin horno fácil

Receta de tarta de queso sin horno fácil

La tarta de queso sin horno fácil es ideal para aquellos amantes de la repostería que quieren disfrutar de una tarta deliciosa pero sin perder mucho tiempo en la cocina. Además si no tienes horno en casa no hay problema, por que este postre no lo necesita.

¿Te apuntas? Pues solo tienes que seguir los pasos que en Unareceta.com te indicamos y podrás disfrutar de esta fantástica tarta en siempre que quieras.

Ingredientes

  • 500 ml. de nata líquida
  • 500 ml. de leche desnatada
  • 250 gr. de queso Philadelphia
  • 2 sobres de cuajada
  • 5 cucharadas de azúcar
  • 180 gr. de galletas tipo María
  • 100 gr. de mantequilla
  • 145 gr. de mermelada de fresa

Preparación de la tarta de queso sin horno fácil

  1. Comienza rompiendo las galletas para meterlas en el vaso de la batidora (puedes usar cualquier otro tipo de galleta que no sea la María), y las trituras.
  2. A continuación mete la mantequilla en el microondas por un minuto hasta que quede líquida e incorpórala al vaso junto con las galletas. Remueve con la ayuda de un cucharón hasta que se forme una pasta que será la base de la tarta. (En el caso de que se quede muy dura bastará con añadirle un par de cucharadas de leche).
  3. En un molde para tartas desmoldable coloca la pasta de galletas en el fondo a modo de base y aplástala y espárcela con los dedos hasta que quede una superficie plana. Reserva.
  4. Diluye los dos sobres de cuajada con un poco de leche y bate a mano o con la batidora eléctrica hasta que no queden grumos.
  5. En un recipiente grande vierte los 500ml de leche y la nata líquida y mételo en el microondas para que se calienten un poco ambos ingredientes, y comienza a batir un poco. Una vez batida la mezcla vuelve a meterla en el microondas a máxima potencia durante 5 minutos o hasta que esté a punto de hervir.
  6. En el momento que veas burbujas sácalo del microondas y añade el queso philadelphia, el azúcar y la leche con la cuajada. Comienza a batir con la batidora para que todos los ingredientes se mezclen bien. Vuelve a meter en el microondas, durante tres minutos a máxima potencia para que hierva. En ese momento saca la mezcla y déjala enfriar un poco.
  7. Ahora vierte la mezcla con cuidado sobre la base de galletas que habías reservado y mete el molde en la nevera para que repose al menos 4 horas.
  8. Una vez la tarta haya cuajado unta sobre la superficie la mermelada de fresa (puedes usar cualquier otra que más te guste). Una vez colocada la mermelada ya podrás retirar el molde y disfrutar de tu tarta de queso sin horno fácil. ¡A disfurtarla!

¿Te ha gustado esta receta?