Receta de salsa de aguacate para arepas

Receta de salsa de aguacate para arepas

La salsa de aguacate para arepas, mejor conocida como guasacaca, es un exquisito mojo que no solo sirve para complementar el sabor de unas ricas arepas, sino que puedes utilizarlo para darle un toque de sabor adicional a la yuca frita, tostones y empanadas. ¿Se parece al guacamole? ¡No! Su textura es mucho más líquida y debe en gran parte su sabor a una buena porción de cilantro. ¡Cuando la pruebes, lo entenderás!

Si te animas a preparar esta salsa de aguacate venezolana aprovecha la ocasión para hacer unas ricas arepas al horno y sacarle todo el provecho a este exquisito aderezo. No esperes más, ¡vamos a hacer esta guasacaca ahora mismo!

Ingredientes:

Ingredientes para salsa de aguacate para arepas

  1. ¡Comencemos preparando los ingredientes de esta guasacaca! Para ello, corta el aguacate por la mitad, retira la semilla y la piel y pica la pulpa en cuadros medianos. Reserva.
  2. Luego pela, lava y corta la cebolla en cuadros pequeños y haz lo mismo con el tomate y el ají dulce. Recuerda no desechar las semillas del ají ya que allí se concentra su sabor.
  3. Ahora es el turno del culantro. Lava el manojo de cilantro con abundante agua y desecha aquellas ramas que estén marchitas. Luego corta las hojas y tallos del cilantro finamente.
  4. Agrega al vaso de la licuadora el aceite de oliva, el zumo de limón, la cebolla y el aguacate. Procesa hasta triturar todos los ingredientes y obtener una salsa. Si se dificulta procesar los ingredientes puedes agregar un chorrito de agua.
  5. Incorpora al vaso de la licuadora el tomate, el ají dulce y el cilantro. Procesa hasta integrar con la preparación anterior y obtener una salsa de aguacate libre de grumos.
  6. ¡Ya casi terminamos! Vierte la guasacaca en un recipiente, agrega sal y pimienta al gusto y mezcla para integrar. Rectifica el sabor de la salsa y listo. ¡Ya puedes disfrutar de esta rica salsa de aguacate para arepas!

Consejos para una guasacaca buenísima:

  • Si al terminar de preparar la salsa notas que sabe mucho a limón para tu gusto, puedes agregar una cucharita de aceite de oliva para reducir la acidez.
  • Al momento de elegir el tomate evita que esté totalmente maduro, prefiere uno de color rojo y amarillento.
  • Si no consigue ají dulce puedes sustituirlo por chile o prescindir de este ingrediente: ¡no pasa nada!

¿Te ha gustado esta receta?