Receta de arepas dulces

Receta de arepas dulces

Nada más rico que unas arepas dulces con queso, y es que si quieres comenzar bien el día tienes que probar esta receta típica de Venezuela y Colombia. Esta versión de la tradicional arepa salada es sencillamente exquisita, por eso en Unareceta.com te explicamos, paso a paso, cómo elaborarla.

Dile sí a estas arepitas dulces y sorprende a todos con una opción criolla deliciosa. ¡A cocinar!

Ingredientes:

  • 1 taza de harina precocida de maíz
  • 1/4 de taza de harina de trigo
  • 1 taza de papelón rallado
  • 1 pizca de sal
  • Media cucharadita de semillas de anís (opcional)
  • 1 litro de aceite de maíz

Preparación de las arepas dulces

  1. Las arepas dulces con anís son todo un clásico de la cocina venezolana y también de la colombiana, y aunque añadir el anís es algo opcional que va a gustos, esta semilla le da un sabor característico que combina muy bien con el queso blanco salado.
  2. Para comenzar con esta receta deberás disolver la taza de papelón rallado en un 1/4 de taza de agua caliente. Añade el agua a una olla, lleva a fuego bajo e incorpora el papelón, removiendo hasta que el mismo se disuelva y comience a espesar. En ese momento apaga el fuego, retira y reserva.
  3. En un recipiente espacioso, añade la taza de harina de maíz precocida, una pizca de sal y las semillas de anís en caso de que planees incorporarlas a la preparación. Agrega una taza de agua y el papelón que acabas de preparar, removiendo para mezclar bien.
  4. Con la ayuda de tus manos amasa la mezcla, incorporando más agua en caso de que sea necesario. Es muy importante que la masa de tus arepas dulces con papelón quede suave y manejable, si al formar una bola se agrieta fácilmente es porque está muy dura y deberás añadir más líquido.
  5. Si por el contrario te queda muy líquida, agrega más harina de maíz. Una vez al punto, deja reposar la masa durante 5 minutos.
  6. Transcurrido este tiempo, vierte un litro de aceite en una sartén y lleva a calentar a fuego medio alto. Mientras, haz bolitas con la masa y luego con ambas manos aplástalas hasta darles la forma de las arepas.
  7. Cuando el aceite esté caliente, coloca las arepitas con mucho cuidado y deja freír por ambos lados hasta que estén bien doradas. Cuando las retires del aceite colócalas en un plato cubierto con papel de cocina absorbente, de este modo eliminarás la grasa excesiva y te quedarán crujientes y deliciosas.
  8. ¡Así de fácil es hacer estas arepas dulces! Sírvelas con queso blanco salado y disfruta de una combinación deliciosa y llena de sabor.

¿Te ha gustado esta receta?